Buscar
  • Alegrarte

Ser suficiente

Hace unas semanas vi transitando a una joven con una camiseta estampada con la palabra “Enough”. Mi atención era totalmente flotante en ese momento, así que no tomó mucha importancia y seguí andando; días después la imagen reapareció en mi mente y fue ahí donde tomó sentido. ¿Suficiente?, ¿cuál sería el objetivo de tan corto mensaje?, y ¿por qué ahora ocupaba mi atención?... Y hoy retomo la idea de lo “suficiente”, sobre qué es ser, tener o hacer lo suficiente. No más, ni menos, sino lo “suficiente”.


Muchas veces en mi vida quise ser y hacer más; más que los demás, porque así debía ser… siempre llegar a más, sobresalir, destacar y obtener el reconocimiento del mundo que te rodea. Hoy la idea del reconocimiento tiene matices distintos. No se trata de la trascendencia, ni de que te reconozcan o recuerden por ser la o el individuo más virtuoso o exitoso. Ahora mi deseo es distinto, porque ahora está visto desde la mirada de la Inmanencia, desde SER lo que ya eres, lo suficiente, lo justo, lo auténtico, desde tu interior, cuando tu motivación principal es el autodescubrimiento, y no lo que se espera que puedes “llegar a ser”.


No quiero ser “demasiado” confusa con estas ideas, sino simplemente lo “suficiente” reflexiva para cuestionar sobre tus motivaciones personales. ¿Qué te mueve?, ¿qué es lo de verdad te importa cuando tomas una decisión sobre tu vida?, ¿te mueve el reconocimiento?, ¿buscas el afecto o la mirada de los otros?...¿éxito, fortuna, fama…?


Me di cuenta que por años busqué eso y más cosas, que no han sido “suficientes” para mí. Hoy el camino para descubrir mis verdaderos deseos y necesidades personales ha sido como tirarme a un tobogán en espiral, a veces muy estrecho e incómodo y otros tramos espacioso y agradable. Entiendo que este viaje es interminable, y mi percepción de la vida, de los demás y de mí misma puede cambiar, porque soy humana; tan humana como para fallar y equivocarme. Acepto que el trayecto puede ser frustrante y solitario, pero también acepto y agradezco de antemano todas las experiencias que recibo de la vida, y sobre todo las personas que te encuentras en el viaje…


Cuando emprendes el viaje del autodescubrimiento, te das cuenta que una vez que el barco zarpó, ya no hay vuelta atrás. Y esto es justo, lo que necesitas para saber que estás lo “suficientemente” lista o listo para encontrarte con quien ya eres, y con quien quieres llegar a Ser. Sólo necesitas mirarte y escucharte más, hacia dentro… mar adentro.





Soy Paulina Padilla Ayala. Nací en la bella ciudad de Morelia, Michoacán, donde he crecido

y vivido con mi familia y amigos. Estudié Psicología y Psicoterapia Psicoanalítica como

formación profesional. Actualmente me desempeño como Psicoterapeuta en consulta

privada y me formo como instructora de Hatha Yoga. Me apasiona viajar, leer y conocer

sobre la historia, el arte y la cultura. Y sobre todo… me interesa el viaje al interior del

alma del Ser Humano a través de la meditación y la introspección.

Forma parte de nuestra comunidad y ayúdanos a compartir buena onda e inspiración.

Alegrarte® 2020

¡Sorpresa!